La campaña política de las elecciones legislativa 2009 en Argentina dejó acciones de comunicación para todos los gustos. Mucha ausencia de ideas, candidatos testimoniales, spots agresivos, políticos bailando, poco debate y candidatos que hacen bochornos en televisión.


Aquí les mostramos cinco momentos destacados de la campaña política de las últimas elecciones legislativas de Argentina. El marketing político mostró errores graves en la transmisión de los mensajes, en el manejo de los medios masivos de comunicación y en la forma de resguardar la imagen de un candidato.

Estas acciones de comunicación sobresalieron específicamente
por su mal gusto o por ausencia de audacia, más allá de que alguna pudo resultar efectiva. Lo que deberían pensar los asesores de comunicación de los candidatos es si esto es todo lo que tienen para decir los políticos actualmente. Ellos seguramente contestarían: "es lo que quiere la gente". Una vez más se vuelve a la teoría "del huevo o la gallina". Lo mismo sucede cuando vemos que los canales de televisión sólo se ocupan de transmitir programas que alienan a las personas y cultivan únicamente el "show" como divertimento, el "pan y circo" para el pueblo, que por supuesto, lo suponen ignorante y tonto. Parece que los asesores de comunicación de los políticos tienen varios puntos en común con los productores de televisión.

1- Francisco de Narváez “cachetea” al electorado.
Sin duda fue un spot fuerte que buscó la reacción de los ciudadanos para “cambiar” el curso político en la provincia de Buenos Aires. Este aviso de Unión-Pro se diferenció con respecto a los anteriores en los cuales se pudo observar a los candidatos de Narváez, Macri y Michetti hablándole directamente al ciudadano. El “spot de los cachetazos” intentó graficar los sucesivos golpes recibidos por el pueblo de parte de diferentes gobiernos a lo largo de los últimos años, aunque el último joven logra esquivar el golpe, señalando un aprendizaje de dicho maltrato. El spot dio mucho que hablar por su agresividad y fue uno de los que más impactó (con más rechazos que apoyo) en la sociedad. También ilustra como los políticos son bastante ingenuos a la hora de aceptar recomendaciones de sus publicistas y de cómo la extrema confianza en ellos puede rozar el borde del infortunio.



El spot curiosamente es muy similar al del Festival de Cine Independiente de Buenos Aires (BAFICI) del año 2008:




2- La vergüenza de Ibarra.
El recorrido callejero que realizó el candidato a diputado por la Ciudad de Buenos Aires, Aníbal Ibarra, terminó en un bochorno jamás visto en los últimos tiempos. En plena campaña, el noticiero periodístico más importante de Argentina invitó a diferentes candidatos a “salir a la calle” para enfrentar a la gente y ver la reacción que tenía la comunidad con cada uno. El “feeling” con las personas transmitido a millones de televisores sin duda vende muy bien. Esto mismo pensaron Aníbal Ibarra y sus asesores en comunicación que, al ser invitados a recorrer las calles de Buenos Aires, no tuvieron mejor idea que “armar una escena” con partidarios o personas pagas para demostrar cuanto lo aman. Pero todo fue descubierto y el resultado fue un revés que prácticamente terminó con la vida política de Ibarra.




3- Los huevos de Juez.
Una de las “notas de color” de la campaña la brindó Luis Juez, candidato a diputado nacional por la provincia de Córdoba, quien tuvo la ocurrencia de vender huevos para financiarse y demostrar que el tenía las “agallas” para ganar, o como decía su lema: “huevos para cambiar el rumbo”. La campaña "Huevos para cambiar la historia" pretendió generar una modalidad de financiamiento vendiendo una docena de huevos a cinco pesos. Otra de las imágenes poco dignas que nos brindó esta campaña electoral 2009.
















4- De Narváez bailando por un voto.
La televisión continúa siendo el espacio elegido por los políticos para mostrarse de la manera que sea, por más que sea ridiculizando su imagen. Siguiendo el lema “no hay mala prensa” y con el objetivo de proyectar su imagen hacia los electores más jóvenes, de Narváez se presentó en el programa televisivo con la mayor tele audiencia de Argentina. En el espacio “Gran Cuñado” de Showmatch varios imitadores caricaturizaron a los candidatos con guiones flojos y pocas ideas, pero cuando los personajes ya aburrían, se estrenó la sección “derecho a réplica” en el cual se invitó a los candidatos “originals”. De Narváez estrenó el espacio con una coreografía de reggaeton y bailando con su imitador, situación que mostró como nunca la frivolidad de la política y la desesperación de sus actores por un minuto de aire para mostrarse ante un electorado indeciso, desinteresado y políticamente inculto. A falta de un debate de ideas y de seriedad, se alimentó al electorado con bailes, risas y mucha vergüenza, o falta de ella.




















5- A falta de candidatos, Spots Testimoniales.
Esta campaña electoral estuvo teñida por una característica que la hizo única: la candidatura de políticos que no asumirían sus cargos. El Gobierno Nacional, a través de su Frente para la Victoria, llevó como candidatos en la lista para diputados nacionales a varios miembros que estaban cumpliendo cargos ejecutivos o gubernamentales y que no escondieron sus verdaderas intenciones: las de no asumir como diputados una vez que los hayan votado. Fue uno de los mayores reproches de todo el arco opositor que tituló al caso de “candidatos testimoniales” ya que nunca irían a ocupar dichos puestos en el parlamento. En lugar de desmentir o disuadir esta acusación, su publicista, el experimentado Braga Menéndez, lanzó una serie de spots televisivos que ayudaron a empeorar la escena y, contradictoriamente, reforzó el concepto de “testimonial”. Los mensajes de los avisos estaban protagonizados por comerciantes, abuelos, trabajadores, en definitiva, por los mismos ciudadanos, pero en ningún momento aparecían los candidatos a quienes había que votar. La ausencia de sus imágenes transformó a estos avisos televisivos en verdaderos “spots testimoniales” que no hizo más que vigorizar el discurso crítico de la oposición.

Spot Alberto

2 comentarios:

Diego dijo...

Muy buena recopilación. Con respecto al spot "cachetadas" no había observado la similitud con el Bafici. Las campañas del Bafici las realiza SAVAGLIO/TBWA, que también le realizó la campaña a De Narváez y Macri en las elecciones pasadas para gobernador de la Provincia de Buenos Aires. Buen hallazgo.

Un abrazo

Herrero Diego
lapublicitaria.blogspot.com

World Wide Parapsychological Association dijo...

Maestre FRANCISCO DE NARVÁEZ, Serpiente de Agua
"Todo esotérico es peronista, esa es la regla, pero no todos los peronistas son esotéricos".

El esoterismo es poder. Lo fue siempre. Y en nuestros días, sin alcanzar el rango de sacerdocio institucional, el esoterismo pervive a través de Logias y Sectas que son tan poderosas como los gobiernos de cualquier Nación del mundo. Es simple entender: muchos políticos pertenecen a estas organizaciones ocultistas verbigracia: la Logia de la Francmasonería, los Rosacruces y el Esoterismo Mundano o informal.

Quien es esotérico, más allá del hermetismo que preserva para sí mismo, se manifiesta a través de la simbología e iconografía que se percibe en su entorno. Esto puede ocurrir en forma inconciente, intuitiva o instintiva. Lo esotérico atrae solo al ocultista y el ocultista ama el poder. En la oficina del electo Diputado de la Nación se muestra esplendente la Rosa de los Vientos.

En el esoterismo sucede algo parecido y De Narváez dimana esa condición. Debo aclarar que no es injuriante endilgarle a alguien la condición de Iniciado, por el contrario, todo genio y hombres del poder mundial fueron, son y serán esotéricos. Lo único que se debe determinar es el grado y el espacio de la práctica. "Tener dinero no es poder esotérico sino solo una parte de ese poder"

El símbolo más fuerte de identidad ocultista del electo diputado es el tatuaje en su cuello, en ese sentido, consultamos a un polémico y atribulado esoterista argentino,( info@zodiacguille.com - www.zodiacguille.com ) archiconocido en todo el mundo, excepto en Argentina: Don ZodiacGuille nos responde "en pocas palabras explicaré los símbolos con que se identifica esta persona" (De Narváez).

"Lamentablemente sincretiza los extremos, por cuanto la Rosa de los Vientos es uno de los tantos símbolos utilizado por los Nazis. En numerología el 8 sinboliza el Infinito o Lemnicasta, en el Tarot es la Fuerza y es la cantidad de los rayos de la Rosa... esto es peligroso por cuanto este simbolo lleva al practicante a la locura, al envenenamiento como a Adolfo Hitler. Extraño en él que es descendiente de judíos"

"Y en cuanto al figura de la Serpiente de Agua y su ubicación yugular, pone al Yin y el Yang en un lugar donde la dicotomía del kundalini pone a la serpiente en el dominio del bien y del mal. Dicho en criollo, la práctica esotérica que nos ocupa es peligrosa por su inescrupulosidad. Hace un culto de la traición para llegar al poder y eso es un riesgo mental extremo"

No habíamos reparado en la foto de Francisco De Narváez en su oficina donde se puede observar la Rosa de los Vientos. Pero la pregunta sigue en pié: ¿Es el diputado electo esotérico y ocultista? Don Zodiac Guille respondió: "hasta los tuétanos, definitivamente esotérico". "Lo digo por la ubicación del tatuaje adyacente a la yugular y muy cerca de cóndilos occipitales"

Y agregó, "el lenguaje esotérico es entendible y el Iniciado sabe de lo que se está hablando. De Narváez quiere que se hable de su tatuaje, el considera que eso revitaliza su figura política y esotérica por cuanto la serpiente en el cuello sincretiza a los 4 elementos (Tierra, Agua, Aire y Fuego). No es un improvisado y conoce la Zarza de Horeb"

De acuerdo a las apreciaciones de Don Zodiac Guille "De Narváez se acerca a una mezcla de Rosacruz con Franckmasón, quiere ser Perón y condiciones no le faltan pero tendría que tener algunos esoteristas que hagan cosas por él. Así como va, solo, puede ser sorprendido por la desgracia. No quiero hablar más de este tema".

"Recuerden algo: Todo esotérico (argentino) es peronista, pero no todos los peronistas pueden ser esotéricos" concluyó. Lo cierto es que, la simbología es real, De Narváez ostenta liberalmente su condición esotérica. Pero ¿qué sucede en su entorno dirigencial? ¿qué opinará Mauricio Macri del esotérico socio político? Esa es otra incógnita que "esotericamente" se irá develando.